martes, 3 de febrero de 2009

¿Por què?

Desde que empecé a escribir en este blog hay alguien, muy especial, que se empeña en querer entender por qué lo hago y hasta se ríe de mí cuando me ve dándole a la tecla más de cinco minutos seguidos.
Le divierte que me guste escribir lo que se me pasa por la cabeza, tonterias normalmente, y que este escaparate me dé la oportunidad de conocer otras ideas y otras cabezas.
También parece comprender que es una buena forma de conocerse a uno mismo y que , eso lo está empezando a ver ahora, es una ocasión de dar pistas a los demás de lo que nos gusta o disgusta, de lo que nos gustaría o disgustaría y de lo que nos gusta o deja de gustar de los demás.
Dice que digo siempre cosas parecidas, que tendría que escribir una novela que por lo menos puede dar pasta y que paso demasiado tiempo dándole vueltas a las personas y a las cosas.
Puede ser que todo sea verdad o puede ser que solo sea una opinión pero , aquí sin que me oiga nadie, creo que en el fondo es pura y dura envidia poco sana.

Hay que lanzarse al ruedo blogero para opinar y a algunos les da miedo...¡toma esa!

El modelo "estás más guapa callada" ha pasado de moda y aunque tampoco se trata de crear un lobby de opinión, la verdad es que sube la moral comprobar que no soy una seta perdida en el mundo y que se puede aprender y compartir ideas con otras setas parecidas aunque no sean de la misma especie .

Creo que esto del blog es una enfermedad tipo gripe, supercontagiosa, y de la que no se libra nadie, hasta los muy duros de convencer ¡esos también caen!

Ya os lo contaré porque esta persona, tan especial, algún día se rendirá y caerá en nuestras redes.¡Tiempo al tiempo que el que ríe el último ríe mejor!

6 comentarios:

Emma dijo...

Yo también tengo a alguien así a mi lado.
Él simplemente me deja hacer sin decir nada, bueno, sólo cuando, como tú, me pongo a teclear como una descosida en plena inspiración y no puedo parar. "Pareces una musaraña, tiquitiquitiqui" me dice, jejejeejejeee.
No hay nada que entender ni que explicar. No somos una especie rara, al contrario, somos una raza que prolifera.
Este mundillo es.... nuestro mundillo.
Un saludo.

María dijo...

Jajaja, Dile que menos risas y que lo intente.. A ver si hay...

Carlos dijo...

Es verdad que esto crea adicción. Yo nunca me hubiera imaginado algo asi, llegué a esto por casualidad y al final me he ido enganchando...
Y me quedo con eso que dices de conocerse a uno mismo porque nunca nos conocemos del todo. Un abrazo.

Benita Pérez-Pardo dijo...

Discutir, dicutir en el sentido popular cada vez me gusta menos pero exponer ideas contrarias y razonarlas me parece apasionante.
Lo malo es que se está perdiendo la costumbre y se entiende que lo educado es obviar todo tema "conflictivo". Quizás con prudencia y respeto hay que ir afrontándolos. Además, con este miedo a la "confrontación" las relaciones se van haciendo cada vez más superficiales. No se habla de casi nada que merezca la pena.
´
Quizás sea la falat de costumbre que no slleve a sacar los puños o a llorar como Heidi...

Benita Pérez-Pardo dijo...

Somos setas??. Porque proliferamos como hongos?. Nunca me habían llamado seta... ;)

Inés dijo...

Benita , somos setas porque lo más sabroso lo tenemos en la cabeza, tenemos las raices en la tierra y nos gusta la luz que viene del cielo.¿Te parece poco?Además ultimamente florecemos en la red más que en el monte.Un beso