viernes, 27 de marzo de 2009

La Vida

Se acerca el día y es necesario salir a la calle para demostrar y demostrarnos que la humanidad no se ha vuelto loca y que somos muchos los que aún valoramos LA VIDA como el bien más preciado.
Estas semanas he oído muchas opiniones sobre esta ley a la que que algunos expertos llaman interrupción cuando es destrucción, a la que ciertos legisladores llaman voluntaria y en realidad es planificada y a la que nosotros llamamos embarazo y otros llaman no se sabe qué.
Puede que no sirva para nada, o puede que sí, o puede que continúen con sus risas, o puede que no, o puede que les haga pensar un poco, o puede que ya ni piensen; pero lo que está claro es que nos van a tener que ver y aunque les cueste, hasta escuchar, porque ya no podemos conformarnos con protestar entre amiguetes y esconder la cabeza debajo del ala.
Nos han tocado en lo más íntimo LA VIDA y ahí sí que ni tolerancias, ni buenas palabras, ni gestos amigables, ni opiniones, ni nada...solo hay una dirección.
Bastante callados hemos estado hasta ahora que esta Ley solo hace que apoyarse en la anterior, y debemos coger impulso para evitar el daño ya hecho y el que desgraciadamente se puedan producir.
A la calle el domingo y el lunes: en el trabajo, en la parada del autobús, en la peluquería, en la salida del colegio, en las discotecas, en el mercado,en el parque, en la tienda, en el estanco en...¡cualquier lugar y a cualquier hora!
Que se nos vea, que se nos oiga, que no puedan decir que no existimos y que la historia reconozca que hubo quienes se rebelaron y quienes hasta puede que...lograsen que LA VIDA, cualquier VIDA, se escribiese con mayúsculas.



1 comentario:

María dijo...

Mañana y todos los días, mejor una marcha pacífica por La Vida, La Libertad.

Ojalá sepamos mostrar que existe el Derecho a Vivir y nos pongamos de acuerdo en el lenguaje, con CLARIDAD.

Que interrupción es algo que continúa.. y voluntaria que es un acto libre, sin presiones y con información.. seamos claros...