lunes, 27 de abril de 2009

Mochilas

Hoy me he parado a comprobarlo y he hecho mi propia estadística.
De 20 padres que he observado a la salida del colegio 19 arrastraban la mochila de su hija mientras solo uno de ellos dejaba que la niña se ocupase de su propia carga.
Algunos me direis que no le veis la importancia; pue yo sí...creo que el tema tiene su transcendencia.
Por lo pronto ya empiezo a entender esa manía que tienen algunas de mis alumnas de llenar la mochila con todos los libros todos los días ¡como no las llevan ellas!
También empiezo a comprender lo que cuesta que se hagan resposables de sus propias cosas ¡siempre encuentran a alguien que se haga cargo de ellas!
El tema de la falta de esfuerzo personal ¡hasta para esto! es un mal del que a veces ellos no tienen demasiada responsabilidad porque nos creemos que cargando con sus cosas les hacemos un favor.
Si a los tres años les perseguimos por el parque para que merienden un plátano que nosotros sostenemos; si a los seis les vestimos cada mañana porque tardan demasiado; si a los ocho aún les frotamos la espalda en el baño lleno de espuma; si a los diez les colocamos la ropa en el armario bien dobladita y a los doce arrastramos sus mochilas mientras ellos caminan sonrientes a nuestro lado...¿por qué decimos que a los 14 se vuelven insoportables?
No hacerles lo que puedan hacer ellos mismos y enseñarles a solucionarse sus problemas lo más pronto posible, puede que sea lo mejor para nuestros hijos y de paso para ...nuestra espalda.

3 comentarios:

Natalia Pastor dijo...

A mi se me parte el corazón cuando veo a los pobres abuelos, que además de tener que ir a recoger a sus nietos al colegio,ejercen de "sherpas" y porteadores a tiempo completo,a su edad, mientras el niño elude la responsabilidad(una más....).
Saludos.

carlos esteve dijo...

Ponle ruedas a la educacion de tus hijos es un buen slogan xa el dolor de espalda y el desastre educativo que imponen los dictadores del siglo XXI.
Me ha gustado mucho.
Un beso madre

María dijo...

Responsabilidad como habilidad para dar una respuesta adecuada, para estar más contentos con nosotros mismos.... cuanto antes se enseñe... mejor. ;)
Un besazo