lunes, 29 de junio de 2009

Vacaciones

Llegaron, llegaron...¿y?
Parecía que la cuesta era demasiado empinada, puede que en los últimos días la pendiente no dejara ver la cima pero por fín...queda a nuestra vista el plano horizontal de los próximos dos meses.
No voy a entrar en si son pocos o muchos ¡no estoy de humor! lo que sí sé es que yo, por lo menos, me los merezco.
Soltar los monos inútiles que me he colgado a la espalda los últimos 10 meses, limpiar mi disco duro personal de muchos archivos que deberían estar en la papelera hace semanas, enchufar el encefalograma plano durante los días que necesite, meter en la carpeta de no deseados algunos momentos y algunas caras y renovar el escritorio de las horas con personas y asuntos novedosos.
Refrescar la cabeza, dejar pasar el tiempo sin mirar el reloj, ver, oir, escuchar...acumular.
Verano...puede , pero sobre todo vacaciones, vacaciones físicas y mentales, vacaciones ¡lo voy a intentar! para olvidar muchas cosas y disfrutar de otras mucho más gratificantes.
Y cada uno que se aplique el cuento... como mejor le convenga.

3 comentarios:

Carlos Esteve Rozas dijo...

La clave de unas buenas vacaciones es merecerlas!

Y te las mereces!

Susana dijo...

¡Madre mía!¡Las anheladas vacaciones!jeje, espero de corazón que las disfrutes con tu gente y que desconectes de todo (bueno de lo que permite desconexión jeje), y espero que lo pases en grande!!!Bss

María dijo...

Inés, pienso igual que Carlos, estas vacaciones son muy merecidas, disfuta, desconecta....
Un besazo