miércoles, 14 de abril de 2010

Un pequeño tesoro

Me lo han dicho y...no he sentido lo mismo que hace nueve años.
Hace nueve años me estremecí y lloré...hoy solo me he estremecido...no he sentido ganas de llorar.
Porque hace nueve años no había tenido la suerte de conocer a Almudena y me parecía dificil, o muy dificil, o casi imposible, asumir con alegría el nacimiento de un hijo con alguna discapacidad.
Ahora no lo veo de esa manera.
Recuerdo muchas cosas de ese día pero hubo una que no se me ha olvidado: "acaba de nacer una niña que nunca será un problema, siempre será una alegría", y así es.
La dijo su padre mientras su madre  lloraba...ella también tenía derecho a hacerlo.
Ahora a veces también llora, pero de impotencia, cuando alguien no comprende que Almudena es un regalo para todos los que la conocen y para los que tienen la suerte de poder convivir con ella.
Por eso hoy me gustaría que Mayte y Pepe supiesen que ese niño que tienen en sus brazos les va a dar muchas alegrías y que somos muchos los que estamos deseando conocerle para disfrutar de él.
¿Que es un tesoro por descubrir? ... como cada niño que nace.

1 comentario:

MIC dijo...

Cristina se llama la última niña que conozco de cerca con este síndrome. Sus padres tienen cuatro hijos más. Todos la han recibido con mucho amor.
Su abuela me decía, llorar, lloro, pero es tan preciosa y sus padres están tan unidos, que siento mucha paz.
Luisa