martes, 11 de octubre de 2011

No lo aguanto

Pobre...la he pagado con él.
Hay algunas cosas que me hacen perder la serenidad.Tampoco es que sea una de mis mayores virtudes pero ,con los años, he aprendido a controlar un poco las facciones y hasta puedo decir que, en ocasiones, el de enfrente no se da cuenta de que por dentro estoy como un volcán.
Pero no siempre lo consigo y ayer ni pensé, ni razoné, simplemente reaccioné.
La verdades que ante grandes males,grandes remedios y sin pensar en las consecuencias lo hice...así sin anestesia.
La cogí ,busqué la pestaña de los números y ataqué con el 3.De la nuca hacia la coronilla.De abajo a arriba y en los laterales rebajando hasta el 1.
¿Parece fácil ? Pues de eso nada.Los piojos desaparecieron, eso sí, pero el resultado final ha sido un desastre.
Menos mal que el chaval es guapo y el pelo crece rápido porque como me localicen los servicios sociales me temo que me abrirán expediente y hasta puede que me quiten la custodia del chiquillo.
Pobre...ni ha protestado ¡hasta está contento!Y dice que el profe le ha dado una colleja y le ha dicho ¿Pero qué te han hecho?...mi madre, le ha dicho, que no aguanta a esos bichos.

No hay comentarios: